¿Revisas con regularidad los neumáticos de tu coche? No todos los conductores lo hacenLa importancia de los neumáticos de tu coche para tu seguridad en carretera es crucial. Cuidar de su estado es fundamental, ya que es el único punto de contacto que tiene nuestro vehículo con el asfalto. Por eso, es imprescindible revisarlos regularmente…

Y no hace falta saber de mecánica. Cualquier automovilista puede verificar algo tan básico como su nivel de desgaste o si mantienen la presión adecuada. Eso sí, ante la mínima duda, ponte en manos de los mejores profesionales de la reparación: los profesionales de los talleres Autofit.

¿Revisas los neumáticos de tu coche?

Ser previsor te permitirá conducir de forma más segura y relajada y, lo más importante, evitar contratiempos como sufrir un reventón (con el peligro que ello conlleva). Sin embargo, no todos los automovilistas parecen ser conscientes de ello.

En este sentido, la segunda oleada del Observatorio de Conductores del Race arroja un dato alarmante: el 8% de los conductores no revisa el estado de las ruedas antes de emprender un desplazamiento largo; y un 21% tampoco lo hace a pesar de verlos ‘bajos’ de presión.

Es más, según el estudio, sólo un poco más de la mitad de los más de 1.300 automovilistas encuestados afirma revisarlos al menos una vez al mes, y 1 de cada 4 los revisa al repostar.

Ante la pregunta de cómo comprueban los conductores si los neumáticos están desgastados y necesitan cambiarlos, las opciones más recurrentes son: ‘a simple vista’; llevando el coche al taller; con un medidor de profundidad; o con el truco de la moneda de un euro (la parte dorada de la moneda coincide con la profundidad mínima recomendada para su dibujo).

Los motivos para cambiar los neumáticos

A la hora de cambiarlos, el principal motivo esgrimido por los conductores es el desgaste (59%), por delante de pinchazos y reventones (9%), desgaste de la banda de rodadura (8%), su antigüedad (8%), el kilometraje (6%) o por exigencias de la ITV (3%).

Según los datos, el 75% de los usuarios han cambiado sus neumáticos hace menos de 2 años, siendo las personas de más edad (por encima de 61 años) los que llevan unos más antiguos.

Además, la encuesta arroja la conclusión de que, en general, los conductores desconocen la información de los neumáticos de su coche, ya que sólo un 7,8% han respondido de forma correcta a las preguntas sobre la información que aparece en el perfil de las propias ruedas.

¿Cuales son los problemas más comunes?

El 86% de los encuestados afirma que ha sufrido un pinchazo, siendo el principal problema relacionado con los neumáticos que han padecido los conductores.

Muy lejos se encuentran aquellos que han experimentado peligro por culpa del aquaplaning (46%), aquellos que no han podido proseguir la marcha por culpa de la nieve (35%) o los que han experimentado un reventón (28%).

Prácticamente la mitad de los encuestados ha tenido que dejar de realizar un desplazamiento por previsión de condiciones adversas (nevadas o lluvias fuertes).

Por otro lado, el 90% de los encuestados compra neumáticos nuevos, tendencia que se acrecienta con la edad, ya que los mayores de 50 años eligen esta opción casi en su totalidad.

Finalmente, el Race recuerda que los problemas derivados de los neumáticos son los segundos que más se producen de entre los 11 millones de vehículos a los que proporciona asistencia, sólo por detrás de los relacionados con las baterías de los vehículos.

Cómo y cuándo revisar los neumáticos

No solo has de revisar los neumáticos de tu coche antes de un viaje largo, debes comprobarlos de forma periódica. Y si no sabes cómo, no te preocupes, aquí te resumimos lo más básico.

Revisa su presión. Un neumático correctamente inflado se desgasta de forma regular, reduce el consumo de combustible y contribuye a que el coche tenga reacciones seguras. Para comprobar la presión (recuerda, la recomendada por el fabricante de tu coche), hazlo siempre que puedas en frío, para que la medición sea más exacta, o habiendo recorrido 3 km como mucho.

Inspecciona la banda de rodadura ¿Es uniforme el desgaste? El desgaste del neumático puede ser más o menos acusado (el dibujo debe superar al menos los 1,6 mm), pero debe siempre ser uniforme. Un desgaste desigual evidencia problemas con la presión, en la suspensión, alineación… Asimismo, ese neumático reduce su vida útil de forma considerable.

Comprueba que no tengan mordiscos, bultos o estén cristalizados. Una simple inspección visual dice mucho sobre el estado del neumático: nunca debe presentar mordiscos en la goma, ya sea en sus flancos o en la banda de rodadura, bultos o deformaciones. Además, si un neumático está cristalizado, su superficie se endurece y su agarre disminuye de forma notable.

Valora el artículo y ayúdanos a mejorar