¿Puedes usar el coche durante el estado de alarma por el coronavirus?El estado de alarma decretado por el Gobierno de España tiene una consecuencia principal: limita la libre circulación de los ciudadanos… también, por tanto, los viajes en coche.

Una situación excepcional por la pandemia del coronavirus que, precisamente, por la gravedad de la situación que obliga a adoptarla hay que respetar con mayor responsabilidad.

Cuándo usar el coche durante el estado de alarma

Pero… ¿qué puedo hacer y qué no? Sólo se puede salir de casa por causa de fuerza mayor o situación de necesidad. Estos son los supuestos por los que se permite salir de tu domicilio:

  • Adquisición de alimentos, productos farmacéuticos y de primera necesidad.
  • Asistencia a centros, servicios y establecimientos sanitarios.
  • Desplazamiento al lugar de trabajo para efectuar su prestación laboral, profesional o empresarial.
  • Retorno al lugar de residencia habitual.
  • Asistencia y cuidado a mayores, menores, dependientes, personas con discapacidad o personas especialmente vulnerables.
  • Desplazamiento a entidades financieras y de seguros.
  • Por causa de fuerza mayor o situación de necesidad.
  • Cualquier otra actividad de análoga naturaleza que habrá de hacerse individualmente, salvo que se acompañe a personas con discapacidad o por otra causa justificada.

Esas son, por tanto, las únicas situaciones que el Real Decreto (RD) que regula el estado de alarma contempla para salir del domicilio.

Asimismo, «se permitirá la circulación de vehículos particulares por las vías de uso público para la realización de las actividades referidas en el apartado anterior o para el repostaje en gasolineras o estaciones de servicio«, estable el RD.

Además, el Gobierno de España permite acudir a quioscos y estancos, tiendas de tecnología, peluquerías (que finalmente no abrirán), lavanderías o tintorerías, pero es la responsabilidad de los ciudadanos limitar su presencia en estos establecimientos a situaciones ineludibles.

En cuanto a la posibilidad de circular acompañados, el RD dicta que «habrá de hacerse de forma individual, salvo que se acompañe a personas con discapacidad o por otra causa justificada».

¿Te pueden multar si no lo cumples?

El incumplimiento del estado de alarma será sancionado, según se recoge en el artículo 20 del del Real Decreto, que se publicó la noche del sábado 14 de marzo en el Boletín Oficial del Estado.

Las sanciones (ya se han impuesto las primeras en apenas un día) oscilan entre 100 y 600.000 euros o prisión de tres meses hasta un año, según la gravedad de la infracción.

Infracciones contra la protección de la seguridad ciudadana. Multas de 100 a 600 euros por retirar o mover vallas, encintados u otros elementos fijos o móviles colocados para delimitar perímetros de seguridad.

Asimismo, la desobediencia o la resistencia a la autoridad o a sus agentes, así como la negativa a identificarse será sancionado con una multa de 601 a 30.000 €.

Infracciones contra la salud pública. La realización de conductas u omisiones que puedan producir un riesgo o un daño grave para la salud de la población serán motivo de sanción con multas de entre 3.001 y 60.000 euros

En caso que estas conductas produzcan un riesgo o un daño muy grave para la salud de la población la sanción se incrementará a un mínimo de 60.001 euros y hasta 600.000.

Infracciones contra el sistema nacional de protección civil. Sanciones desde 30.001 hasta 600.000 euros por incumplir las órdenes, prohibiciones o instrucciones pongan en riesgo la seguridad de las personas o bienes.

Infracciones contra el código penal. Pueden ser castigados con la pena de prisión de tres meses a un año o multa de seis a 18 meses, los que se resistan o desobedezcan gravemente la autoridad de los agentes.

Las carreteras estarán abiertas… de momento

Las infraestructuras viales estarán abiertas para permitir el tráfico de vehículos en los supuestos que contempla el Real Decreto, pero el Gobierno podrá limitar su uso o incluso cerrar las que considere necesario «por razones de salud pública, seguridad o fluidez del tráfico».

Lo que sigue funcionando es el transporte público, aunque se limita su oferta al 50%. Igualmente, se recomienda que el uso de estos medios de locomoción se limite a razones inaplazables. Y si se hace, guardando siempre la distancia entre los pasajeros.

Valora el artículo y ayúdanos a mejorar