Durante el verano debemos tener en cuenta algunas consideraciones.

No se conocía un mes de julio tan caluroso, las personas, los animales se fatigan y nuestro vehículo si no está bien mantenido puede dejarnos tirado en cualquier cuneta.

Os mostramos el decálogo anti calor para cuidar tu coche y viajar en condiciones óptimas:

 

consejos-viaje-verano

  1. Impedir que el sol entre en el habitáculo del vehículo, un parasol es imprescindible
  2. En verano los neumáticos alcanzan una mayor temperatura, sobre todo circulando rápido. Si llevamos la presión demasiado baja, la banda de rodadura se calentará más todavía, algo que acortará su vida útil. Por eso, entre nuestros consejos para poner el coche a punto antes de hacer un viaje, recomendamos revisar la presión de las ruedas.
  3. Vigila la temperatura del motor. El indicador suele estar en el salpicadero al lado del indicador de combustible. En frío, estará en la posición más baja, pero a los 5-10 minutos debería alcanzar la temperatura óptima (unos 90 grados). Eso sí, la aguja nunca debe llegar a la zona roja si no quieres quemar  el motor. Si lo hace, una solución de emergencia es poner la calefacción del coche al máximo posible, ya que así liberas calor del motor y evitas un mal mayor. Aunque es algo provisional, debes buscar tu taller Autofit más cercano para que te den una solución definitiva.
  4. Líquido refrigerante. No sólo la cantidad de refrigerante es determinante, también su antigüedad y la composición. Si el refrigerante lleva mucho tiempo debe cambiarse.
  5. En esta época los mosquitos se peguen a la rejilla, cristales y capot, pero nunca limpies el coche bajo el sol o con la chapa ardiendo. Los productos de limpieza se secan demasiado rápido y pueden estropear la superficie.
  6. Renueva el aire del habitáculo sin aire acondicionado. Abre las ventanas traseras para que el viento provocado por la velocidad renueve el aire caliente del coche.
  7. Elige el momento de conducir. No te arriesgues a comenzar tus vacaciones con el calor extremo del mediodía. El mejor momento es salir a primera hora de la mañana, aunque depende de qué dirección lleves, lo mismo el sol está muy bajo y te afecta a la conducción, ten esto en cuenta también.
  8. Las altas temperaturas intensifican el cansancio. Quien no hace caso a la llamada de atención del sueño, se arriesga a una peligrosa cabezadita. No pases más de 2 horas al volante de manera continuada.
  9. No comas copiosamente, ni bebas alcohol, ni antes ni durante el viaje. La digestión hace que la sangre se concentre en el estómago y pierdas reflejos. Ten en cuenta que si el aire acondicionado está muy fuerte después de comer podrías sufrir un corte de digestión.
  10. Cuidado con conducir con calzado de playa, es extremadamente peligroso, al igual que en invierno procura usar calzado con la sujeción necesaria.

Valora el artículo y ayúdanos a mejorar