¿Circulas con la ITV caducada?

ITV
El 27,4% de los españoles confiesa haber circulado con la ITV caducada y, de ellos, el 20,9% reconoce haberlo hecho durante semanas y el 7,4% durante meses.

Teniendo en cuanta que es fundamental para la seguridad vial, resulta inverosímil pensar que todavía hay conductores que circulan con la ITV caducada. Además, no tener la ITV en vigor puede acarrear multas de hasta 500 euros, la baja del vehículo y otros muchos gastos para el conductor o propietario.

Según un estudio realizado por el comparador de seguros de coche Acierto.com, el 27,4% de los españoles confiesa haber circulado con su vehículo sin haber pasado la inspección técnica y, de ellos, el 20,9% reconoce haberlo hecho durante semanas y el 7,4% durante meses.

Abstenerse de pasar la ITV conlleva gravísimos riesgos para los conductores, sus acompañantes y terceras personas ya que pone en riesgo la seguridad y aumenta el riesgo de accidentes.

Sanciones por circular sin ITV

Al circular con un vehículo sin la ITV en vigor, el conductor se arriesga a multas que van de los 200 euros –en el caso de tener la ITV caducada o desfavorable en la última inspección– hasta los 500 euros –para las negativas–. Además de la retirada del carnet de conducir y la estraga de un volante para desplazarse hasta la estación de inspección en los siguientes 10 días.

En el peor de los casos la Jefatura Provincial de Tráfico podría tramitar la baja de tu coche, si no procedieras a realizar los arreglos oportunos en el plazo establecido legalmente.

Además, si sufres un accidente y no has pasado la ITV tu compañía aseguradora podría negarse a pagarte los daños propios (sí cubriría los daños a terceros). Sin embargo, si se demostrara que el siniestro pudo evitarse superando la inspección técnica, la compañía estaría en su derecho de pedir todos los gastos al titular, tomador del seguro y al conductor.

¿Cuándo hay que pasar la ITV?

Están obligados a pasar por este trámite:

  • Turismos, a partir de los 4 años desde la fecha de matriculación.
  • Furgonetas y camiones de hasta 3.500 kilogramos, a partir de los 2 años desde la fecha de matriculación.
  • Ciclomotores, a partir de los 3 años desde la fecha de matriculación.
  • Vehículos que, sin haber cumplido dichos plazos, hayan sufrido accidentes con daños en dirección, transmisión, frenos, suspensión, elementos de seguridad etc. Se les obligará a pasar la ITV en función de lo dictaminado en el atestado.

Y si quieres ahorrarte disgustos, pásate antes por Autofit para hacerle una revisión pre-inpección a tu vehículo.

Valora el artículo y ayúdanos a mejorar

¿Circulas con la ITV caducada?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  Acepto la política de privacidad